La CSA expresa su más enérgica condena contra el desalojo violento y la brutal represión a la comunidad mapuche lof Lafken Winkul Mapu de Villa Mascardi, Río Negro, donde fuerzas federales de seguridad del Estado asesinaron al joven mapuche Rafael Nahuel.

Este desalojo se produce apenas días después de que se lograra la prórroga de la Ley 26.160 que justamente prohíbe el desalojo de pueblos originarios para poder proteger sus derechos.

En este nuevo ataque al pueblo mapuche, al igual que la represión brutal en el territorio del Pu-Lof en Resistencia Cushamen que ocasionó la muerte de Santiago Maldonado, las fuerzas de seguridad del Estado nuevamente están involucradas en una violenta represión que ocasiona la muerte de una persona, lo que evidencia el contexto de autoritarismo y regresión de derechos, así como la avanzada salvaje contra los pueblos originarios y sus territorios en Argentina.

CSA repudia enérgicamente la represión por parte del Estado nacional contra los pueblos originarios en Argentina y exige al Gobierno Nacional y al Ministerio de Seguridad que cese la represión contra la comunidad mapuche y que las autoridades competentes investiguen y condenen a los responsables por el asesinato de Rafael Nahuel.

Portada del sitio || La Central || CSA condena la brutal represión a la comunidad mapuche