GIF - 689.3 KB

Adherimos al acuerdo para la Nueva Policía de la Ciudad, un tema realmente sensible que precisa una discusión exhaustiva en la @LegisCABA.

13:05 - 28 septiembre 2016

Lula no necesita montajes, tiene la Lealtad de su Pueblo.

14:43 - 27 septiembre 2016

A 2 años de Ayotzinapa: Memoria, Verdad y Justicia por los 43 estudiantes desaparecidos y asesinados por Fuerzas Policiales #Mexiconosduele

13:50 - 26 septiembre 2016

Firmamos la solicitada pidiéndole al juez Claudio Bonadio que #EntreguenLasCunitas, para que los privilegiados sigan siendo los niños.

13:50 - 26 septiembre 2016

Portada del sitio || La Central || García Linera en Ecuador: La derecha está buscando sindicatos y universidades para derrocar a gobiernos populares

Quito, (EFE).- El vicepresidente de Bolivia, Álvaro García Linera, aseguró ayer en Quito que los grupos de derechas buscan ahora a sindicatos y universidades, otrora bastiones de la izquierda, para luchar contra los Gobiernos progresistas de la región.

García Linera, que participa en la capital ecuatoriana en el Encuentro Latinoamericano Progresista (Elap), pronunció la conferencia “El proceso boliviano en clave regional”, en la que evaluó la situación política en la región.
Destacó la existencia de varios Gobiernos progresistas como los de Bolivia, Venezuela, Ecuador, Brasil, Uruguay y Argentina y señaló que los procesos llamados revolucionarios que se aplican en varios de ellos deben alcanzar también una transformación cultural. Advirtió que en esos países las fuerzas de derechas intentan apuntalar sus intereses en sindicatos y en la Academia, por lo que llamó a los grupos de izquierdas a “no descuidar las ideas después de las victorias” electorales. Según García Linera, en declaraciones reproducidas en el portal de internet del diario El Telégrafo, esa es una estrategia de “la nueva etapa del neoliberalismo”. Por ello, llamó a defender el régimen democrático pues, según dijo, el “socialismo es la radicalización de la democracia”, que “no solamente es un método”, sino “también el espacio del propio proceso revolucionario”. García Linera destacó el rol del Estado como un “espacio de lo común de la sociedad” y llamó a los movimientos de izquierdas a democratizar el poder que pueden alcanzar a través de las elecciones. El político también dijo que debe haber un “sacudón” al interior de los movimientos sociales para retomar las movilizaciones, pues dijo que la izquierda debe “tener fuerza en las calles. Nacimos en las calles, de ahí venimos”, enfatizó.Criticó a la que denominó como “izquierda de cafetín” y “perfumada” y a la que, según él, “le incomoda el estruendo de la batalla”. También arremetió contra las Organizaciones No Gubernamentales (ONG) que, según señaló, obtienen “buena cantidad de dinero” para criticar a los Gobiernos progresistas. ”Las ONG se dedican a ver desde la ventana lo que pasa en el mundo”, aseguró García Linera al admitir que “el futuro socialista va a ser ecológico, o no va a ser futuro”. Además, señaló que la relación de fuerzas con la oposición de derechas dependerá de la buena gestión económica que desarrollen los gobiernos progresistas. ”Lo que pase en América Latina va a depender de las decisiones en el ámbito económico. Ahí es donde apunta sus cañones el imperio”, dijo el vicepresidente boliviano y llamó a los Gobiernos de la tendencia a mantener la iniciativa, sobre todo en mejorar la redistribución de las riquezas en favor de las grandes mayorías.

García Linera: “En América Latina estamos reinventando una democracia plebeya”

Prensa Vicepresidencia.- El vicepresidente del Estado, Álvaro García Linera, manifestó, este martes, que en el continente latinoamericano, los gobiernos progresistas reinventan una democracia “plebeya”, con participación del pueblo en lo público, en el II Encuentro Latinoamericano Progresista ELAP 2015, desarrollado en la ciudad de Quito, Ecuador.
“La democracia que estamos reinventado en América Latina es una democracia plebeya, de la calle, del parlamento, de acción colectiva, de participación y la movilización del pueblo”, manifestó el mandatario boliviano.
García Linera señaló que las democracias “fósiles” del norte no son para imitar en América Latina, porque la democracia es parte de la vida pública de la población de los países que se encuentran en esta región y en las naciones del norte no existe esta misma participación de la sociedad.
“Lo democrático, por encisma de la concepción fósil, que nos viene muchas veces de los países llamados tradicionalmente democráticos del norte, se caracteriza por que ni la mitad de su población elige a los gobernantes y ni el 1 % tiene la fuerza o la ejecución de las decisiones” o participa en la toma de decisiones, destacó el mandatario.
Asimismo, dejó en claro que los procesos revolucionarios en el mundo no son estáticos, sino que están en constante movimiento, porque pertenecen “a un pueblo y a un continente de lucha”, el cual se mantendrá firme frente a los que hablan del fin del relato progresista.
Respecto al viejo debate de si se toma el poder o se lo construye, García Linera aseguró que tiene que darse ambos, ya que es preciso que los revolucionarios tengan que tomar el poder y comprender que el Estado es “un monopolio de lo común”, el cual deben transformarlo, democratizarlo y construir el poder social.
“No puede haber izquierda revolucionaria que no opte por la toma del poder, es un falso debate, pero una izquierda revolucionaria entendiendo que el Estado, si bien, es comunidad, es también ilusoria, es también monopolio, no puede contentarse con la toma del poder, está obligada a transformar ese poder, democratizarlo y construir poder social que democratice el poder mismo”, complementó.
El vicepresidente boliviano recordó que la hegemonía se basa en un liderazgo moral y lógico que es el resultado de una lucha cultural, de los símbolos, de identidades, de ideas fuerzas desde la sociedad y la confrontación para la derrota del adversario, de lo contrario no habrá un verdadero triunfo.
“No puede haber la toma del poder sin previamente una transformación en los parámetros culturales, y no hay revolución latinoamericana que haya triunfado contentándose simplemente con la modificación de los parámetros culturales”, se debe avanzar más e ir hacia la derrota del adversario para luego, derrotado y desarticulado, incorporarlo al plan, dijo la autoridad.

Partidos políticos progresistas latinoamericanos no deben descuidar la lucha por sus ideas

“Hago un llamado a las más de 54 organizaciones políticas de América Latina, no podemos descuidar la lucha por las ideas después de las victorias”, afirmó, hoy, Álvaro García Linera, vicepresidente del Estado Plurinacional de Bolivia, en el II Encuentro Latinoamericano Progresista ELAP 2015 y explicó que en los últimos tiempos se ingresó a un periodo de estancamiento, lo que pone en peligro al proceso de revolución.
Ante tal situación, el mandatario boliviano pidió la renovación y el relanzamiento de las ideas desde las universidades, en los medios de comunicación, las asambleas, reuniones y encuentros que deben convertirse en escenarios de debate, lo que permitirá la continuidad de este proceso, a largo plazo.
“No podemos perder la bandera de la esperanza de la sociedad, una revolución es una esperanza en movimiento, una esperanza movilizadora en movimiento práctico, lo que ha costado mucho”, dijo, en Ecuador.
García Linera también reflexionó que la democracia, no debe reducirse a la participación parlamentaria, más, al contrario, debe estar en las calles, en las organizaciones sociales, en los sindicatos, los cuales están en constante debate y movilización.
En lo económico, manifestó que los gobiernos revolucionarios deben tener una capacidad de gestión económica que les permita dar certidumbre a la población, porque de ellos depende el futuro de América Latina.
“En la economía es donde están apuntado los cañones del imperio, la conspiración permanente de las fuerzas conservadoras locales e internacionales, y es ahí donde tenemos que obtener la victoria, con una buena gestión y una buena administración de la economía”, reflexionó.
También, recomendó que el Estado sea el que controle los resortes económicos fundamentales de cada país y la generación del excedente, todo en función de satisfacer las necesidades de la sociedad.
Además, García Linera señaló que los gobiernos progresistas deben llevar adelante la política del extractivismo para mejorar las condiciones de vida de los indígenas, quienes en la actualidad habitan en medio de una “pobreza, colonial construida en los últimos 500 años”.
Por otra parte, el mandatario lamentó que exista un grupo de “izquierdistas” que solo se dedican a criticar a los gobiernos progresistas, porque no comprenden la verdadera realidad de los pueblos y que hoy se convierten en los nuevos desestabilizadores que representan al imperio que atacan a los gobiernos socialistas y progresistas.
García advirtió que hoy el neoliberalismo intenta fragmentar a los Estados árabes y europeos mediante la formación de oposiciones políticas movilizadas, creación de áreas extraterritoriales, promoción de guerras civiles e intervenciones militares, tal el caso de Irak, Afganistán, Túnez, Siria, Gracia, entre otros.
Además, alertó que el neoliberalismo impulsa la pérdida de soberanía monetaria, el recorte de las áreas de intervención estatal, todo, con el fin de lograr la implosión de los Estados.
Finalmente, dijo que ante ello se debe defender los procesos revolucionarios de América Latina y el mundo, con la profundización de la revolución y la irradiación en otros lugares, ya que “solo la lucha del pueblo ha de definir el futuro curso histórico del continente y el mundo”.

Los espacios de debate son beneficiosos para las revoluciones progresistas

El vicepresidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Álvaro García Linera, en un contacto con medios de comunicación de Ecuador, felicitó al país anfitrión por tomar la iniciativa de convocar al II Encuentro Latinoamericano Progresista y destacó que es un espacio donde se comparten experiencias, resultados, problemas, dificultades y logros de las revoluciones progresistas.
“Si no hubieran estos espacios de encuentro, cada región, país y partido desenvolvería su actividad de manera aislada, sin aprender del otro y sin enseñar al otro. Este encuentro es el lugar donde tenemos que, no solamente, coordinar, sino aprender mutuamente de lo que hemos podido avanzar, de las limitaciones que tenemos, y para no repetir errores”, explicó.
Asimismo, pidió que se continúe con este tipo de eventos, “porque son en ellos en los que llegamos a socializar y democratizar experiencias para que la izquierda, en su conjunto, saque las lecciones de lo que se puede hacer, de lo que falta hacer y cómo se puede hacer”, agregó.
También recordó que es necesario tener en cuenta que los procesos revolucionarios avanzan de forma continental, ya que cualquier proceso aislado está condenado al fracaso, en cambio, “los procesos articulados, y aprendiendo uno del otro, van a tener un mejor destino”, acotó.
De igual manera, destacó la presencia de los jóvenes en eventos como este encuentro ya que considera que son ellos mismos los que construyen su futuro.
“Somos un continente, cuyos países tienen una población muy joven y cuando es ella la que asume posición y participa en estos procesos, quiere decir que estos han despertado el alma del pueblo, que es la juventud; celebro esta participación”, agregó.
García Linera también aseguró que no puede haber revolución progresista en América Latina si los jóvenes no asumen una actitud en la temática medioambiental, ya que los países del norte buscan que los del sur sean sus guardabosques y no progresen.
“Ese medioambientalismo es conservador, es reaccionario y está vinculado a los grandes intereses empresariales del norte”, complementó.
La autoridad boliviana explicó que como contraposición a este medioambientalismo colonial se tiene al ambientalismo revolucionario, “que emerge de nuestra raíz indígena, de la relación metabólica y mutuamente vivificante entre naturaleza y pueblo, la misma que fue construida hace miles de años. Este ambientalismo recoge las necesidades del mundo contemporáneo y es anticapitalista y anticolonialista”, agregó.