GIF - 689.3 KB

Adherimos al acuerdo para la Nueva Policía de la Ciudad, un tema realmente sensible que precisa una discusión exhaustiva en la @LegisCABA.

13:05 - 28 septiembre 2016

Lula no necesita montajes, tiene la Lealtad de su Pueblo.

14:43 - 27 septiembre 2016

A 2 años de Ayotzinapa: Memoria, Verdad y Justicia por los 43 estudiantes desaparecidos y asesinados por Fuerzas Policiales #Mexiconosduele

13:50 - 26 septiembre 2016

Firmamos la solicitada pidiéndole al juez Claudio Bonadio que #EntreguenLasCunitas, para que los privilegiados sigan siendo los niños.

13:50 - 26 septiembre 2016

Portada del sitio || La Central || Hasta encontrar a todos los nietos que faltan

La Asociación Abuelas de Plaza de Mayo anunció con mucha alegría esta tarde la restitución de la identidad del nieto número 118. Se trata de Martín, nieto de Delia Giovanola de Califano, una de las 12 fundadoras de Abuelas e hijo de Stella Maris Montesano y de Jorge Oscar Ogando, ambos militantes del PRT-ERP, desaparecidos durante la última dictadura cívico militar.

Con un clima de alegría y mucha emoción, estuvieron presentes durante la conferencia de prensa en la sede de la Asociación de Abuelas de Plaza de Mayo, la presidenta de Abuelas, Estela de Carlotto; el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Martín Fresneda; Lino Barañao, ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva; Mariana Herrera Piñero, directora del Banco Nacional de Datos Genéticos; Claudia Carlotto, coordinadora de la Comisión Nacional por el Derecho a la Identidad (CONADI), y entre los nietos, que habitualmente acompañan a Abuelas, Victoria Montenegro, Gastón Gonçalves y Horacio Pietragalla, entre otras/os.

El nieto restituido número 118 se llama Martín y vive en el exterior desde hace 15 años. Es hijo de Stella Maris Montesano y Jorge Oscar Ogando, ambos militantes del Partido Revolucionario de los Trabajadores (PRT-ERP) secuestrados el 16 de octubre de 1976. Su abuela, Delia Giovanola de Califano es una de las 12 fundadoras de la Asociación de Abuelas de Plaza de Mayo y lo buscaba desde hace 38 años.

La presidenta de Abuelas, Estela de Carlotto, compartió una breve reseña del caso:
"Stella Maris nació en La Plata el 3 de septiembre de 1949, Jorge el 28 de noviembre de 1947 en Tornquist, provincia de Buenos Aires. En 1973 nació su primera hija, Virginia. Ambos militaban en el PRT-ERP y el 16 de octubre de 1976 fueron secuestrados en su departamento por un grupo de tareas compuesto por militares y policías. Virginia, la hijita, quedó sola y una vecina se comunicó con Delia para avisarle lo que había ocurrido. Desde entonces la abuela, Delia, se hizo cargo del cuidado de la niña de apenas 3 años. Stella Maris estaba embarazada de 8 meses en el momento del secuestro. Según testimonios de sobrevivientes la pareja permaneció detenida en el Centro Clandestino de Detención Pozo de Banfield, donde la joven, el 5 de diciembre de 1976 dio a luz a un niño al que llamó Martín. Delia emprendió la búsqueda de la pareja. Primero en soledad y luego junto a otras madres que también habían sufrido la desaparición de sus hijos".

"Virginia Ogando, hermana del nieto encontrado, también fue un actor clave en esta búsqueda. El 15 de agosto de 2015 la joven falleció como una consecuencia más del terrorismo de Estado pero su sangre albergada en el Banco Nacional de Datos Genéticos permitió determinar en un 99,99% el vinculo filiatorio".

La Abuela Delia estaba muy emocionada y agradecida y manifestó: "lo más lindo de todo es haber tenido un llamado de mi nieto".

Estela de Carlotto reflexionó al respecto de este nuevo encuentro de una búsqueda que continúa pues aún falta restituir la verdadera identidad de alrededor de 400 nietos y nietas. "Es encontrar lo que se creía que nunca iba a pasar. Nuestra perseverancia, persistencia, tozudez, amor, de no abandonar nunca ni bajar los brazos, premian. Así que la premiada no es solamente Delia quien va a disfrutar a este nieto maravilloso, sino las Abuelas y la sociedad argentina en su conjunto."

"Hay que pensar que esto se consigue no solo por la voluntad de nuestro pueblo sino cuando hay un apoyo desde el Estado de derecho que responde, aporta y realiza, no con palabras sino con hechos la concreción de nuestros sueños que es Memoria, Verdad y Justicia, y como digo siempre, hasta encontrar a todos los nietos que faltan".