GIF - 689.3 KB

Pareciera que en vez de un país @mauriciomacri preside un simulacro a escala de la Argentina, que los asesores le inventan.

14:54 - 23 septiembre 2016

Con @CFKArgentina, tras la fructífera reunión hoy en el @inst_PATRIAar entre la ex Presidenta y la Mesa Nacional de la @CTAok.

14:51 - 23 septiembre 2016

Mientras tanto en el Central Park de Nueva York, el Presidente de la Nación se mostró sumamente preocupado por la Inflación y los Despidos.

14:47 - 23 septiembre 2016

Dirigentes de la Mesa Nacional de la @CTAok nos reunimos hoy con @CFKArgentina para discutir la Problemática Social, Económica y Laboral.

14:45 - 23 septiembre 2016

Portada del sitio || La Central || “Las recuperadas, en un punto crítico”

La combinación de aumento de costos, descenso del consumo y apertura de importaciones golpea a las cooperativas autogestionadas por los trabajadores. Son 367 empresas que emplean a 43 personas en promedio cada una.

“Aumento generalizado de costos de los insumos, descenso abrupto del consumo, apertura de importaciones, devaluación que encareció insumos importados y arrastró a los nacionales y, principalmente, enormes aumentos tarifarios”. Así enumeran los investigadores del programa Facultad Abierta los principales problemas económicos a los que se enfrentan las empresas recuperadas, así como cualquier pyme, en los primeros meses del gobierno de Mauricio Macri.

El informe al que accedió este diario presenta varios ejemplos de sectores afectados por la política oficial. Detalla que en el sector gráfico el aumento de los costos de los insumos como papel, tintas y planchas de base de aluminio es de entre un 20 y un 30 por ciento desde diciembre y advierte que las empresas no tienen posibilidad de trasladarlo a precios en este contexto de baja de las ventas. A su vez, indica el trabajo, la apertura de la importación de libros también representó un golpe para las imprentas. El resultado es una baja de la producción de las gráficas cooperativas de un 40 por ciento. “La situación lleva a varias de las cooperativas de la Red Gráfica a un punto crítico que las pone al borde del cierre”, indican.

Los investigadores del Centro de Documentación de Empresas Recuperadas, que funciona bajo el programa Facultad Abierta de Filosofía y Letras de la UBA, dicen que “el sector metalúrgico ha sido afectado tanto por la devaluación como por la apertura importadora, especialmente por parte de las grandes marcas transnacionales. En el sector privado ya se han dado numerosos despidos y hay una fuerte disminución de la producción, lo que se refleja también en las empresas recuperadas del sector”. “En el textil, el mismo fenómeno de la importación está alterando fuertemente a la cadena. También para las cooperativas textiles que se dedican a la confección, el tramo final de la cadena, la caída del trabajo es fuerte”, agrega el informe.

En el sector gastronómico, los trabajadores estiman una baja del 30 por ciento desde diciembre de 2015. “En los últimos cuatro meses, los incrementos de costos estimados por la cooperativa Los Chanchitos, en el barrio de Villa Crespo, han sido significativos: lácteos, de 20 a 30 por ciento; vinos, 25 a 30 por ciento; helados, 15 a 30 por ciento; harina 20 por ciento; agua mineral 15 por ciento; carne 20 por ciento”, indica el trabajo. “Esta situación provocó también el cierre de numerosos establecimientos de gestión privada: 160 comercios gastronómicos cerraron según el registro de la AFIP, de un total de casi 1700, lo cual da un contexto de la situación del sector”, agrega.

Actualmente hay en el país 367 empresas recuperadas que ocupan a 15.948 trabajadores. En relación a diciembre de 2013, cuando fue publicado el informe anterior del sector, aparecieron 43 nuevas empresas autogestionadas por sus trabajadores en reemplazo de los dueños privados. “La posibilidad de la autogestión demostró ser una alternativa viable para preservar fuentes de trabajo y recuperar las empresas que los patrones cierran o abandonan”, indica el informe. Un dato que sostiene esa afirmación es que las recuperadas que nacieron desde 2008 ya superan en número a las surgidas de la crisis de 2001/02, momento identificado con el movimiento de empresas recuperadas.

Prácticamente un tercio de las empresas del sector están ubicadas en el Gran Buenos Aires (119 que emplean a 5524 trabajadores). En la Ciudad de Buenos Aires hay 70 empresas que emplean a 2257 trabajadores y en el Interior bonaerense se ubican 54 entidades con 1744 asociados. Le siguen en relevancia Santa Fe y Córdoba. En términos sectoriales, dominan las recuperadas metalúrgicas (72 empresas), seguidas por alimentación (50), gráficas (38), textiles (28), gastronomía e industria de la carne (25), construcción (18), salud (12), aserraderos (10) e industria del cuero (9). Cada empresa recuperada emplea en promedio a 43 personas.