GIF - 689.3 KB

Adherimos al acuerdo para la Nueva Policía de la Ciudad, un tema realmente sensible que precisa una discusión exhaustiva en la @LegisCABA.

13:05 - 28 septiembre 2016

Lula no necesita montajes, tiene la Lealtad de su Pueblo.

14:43 - 27 septiembre 2016

A 2 años de Ayotzinapa: Memoria, Verdad y Justicia por los 43 estudiantes desaparecidos y asesinados por Fuerzas Policiales #Mexiconosduele

13:50 - 26 septiembre 2016

Firmamos la solicitada pidiéndole al juez Claudio Bonadio que #EntreguenLasCunitas, para que los privilegiados sigan siendo los niños.

13:50 - 26 septiembre 2016

Portada del sitio || La Central || No pueden usar a los maestros para resolver un tema de finanzas

A menos de 10 días del comienzo del ciclo lectivo, la líder del mayor gremio docente le reclamó al Ejecutivo que firme la oferta que les habían realizado. Responsabilizó a Macri si demoran las clases y denunció que se busca imponer “un techo a la negociación” salarial.

“Es responsabilidad exclusiva del gobierno nacional garantizar el inicio del ciclo lectivo”, dice Sonia Alesso, secretaria general de la Ctera (Confederación de los Trabajadores de la Educación de la República Argentina), y se refiere a que, ante la suspensión de la firma del acta con la propuesta de aumento para los docentes, peligra el comienzo de las clases en todo el país. El viernes estaba prevista la formalización de la oferta que había hecho el Ministerio de Educación dos días antes a los cinco gremios con la rúbrica de los funcionarios. “Es la segunda vez que suspenden la firma del acta, a pocos días del inicio del ciclo lectivo, tenemos a las provincias que están esperando el resultado de la paritaria nacional para poder fijar las suyas y no tenemos formalizada una propuesta, es un escándalo”, lamentó la dirigente en diálogo con Página/12. Ante esta situación de incertidumbre, la dirigente recordó que los sindicatos se declararon en estado de “alerta y movilización”. Alesso enfatizó que “los gobernadores de cualquier partido y el gobierno nacional no pueden usar a los maestros y a los millones de alumnos para resolver un tema de finanzas”.

–¿A qué atribuyen este retroceso?

–Para las cinco organizaciones sindicales, y así lo dijimos en conferencia de prensa, es claramente un intento de ponerles techo a las negociaciones salariales provinciales, así lo dijo el mismo presidente en Córdoba, dice que tiene que ser del 25 por ciento. Eso es una intervención que no corresponde porque las negociaciones paritarias son federales, donde las patronales de las provincias son los estados provinciales, no el Estado nacional.

–¿Qué consecuencias tiene la no firma de la paritaria?

–Pone en situación conflictiva a las provincias que dependen del fondo compensador o de la Ley de Financiamiento Educativo para hacer sus propuestas salariales. Quiero recordar que tanto el fondo compensador como el fondo nacional de incentivo docente son producto de una larga lucha de la Ctera, que llevó 1003 días de Carpa Blanca, son producto de una ley nacional luego de aquella movilización, no es un aporte gracioso de Mauricio Macri ni de Cristina Kirchner, ni de ningún gobierno.

–¿Este gobierno pretende hacer tabla rasa con eso?

–La demora solamente tiene como objetivo poner un techo a la negociación por el salario, cuando el propio gobierno había declarado que las paritarias iban a ser sin techo. Hizo una conferencia de prensa para decir eso. Entonces, instamos al gobierno nacional a que concrete en forma urgente la propuesta paritaria. Y lo hacemos responsable en caso de que no se inicie el ciclo lectivo, porque no es responsabilidad nuestra.

–Dijeron que primero deben cerrar las paritarias en las provincias.

–Eso es falso, hoy tenemos 24 jurisdicciones en conflicto, no hay ninguna paritaria provincial que haya podido cerrar al día de hoy, con todo esto que han hecho, hay ofrecimientos salariales del 11 por ciento, o del 8 por ciento en dos cuotas. Eso está muy lejos de ser un cierre. Este es un país federal, cada provincia tiene su ley específica de paritarias. No corresponde hacer esto al revés. Si el gobierno nacional quiere ayudar a algunas provincias que están en conflicto obviamente puede hacerlo porque los argentinos lo han elegido para eso, está en sus facultades. Lo que no puede hacer es intervenir en una negociación paritaria de los trabajadores, y encima de los que menos ganan.

–¿Qué fue lo que pasó con la oferta del ministro Esteban Bullrich? El funcionario salió a decir que hubo un error de interpretación.

–El piso nacional es 6060 pesos, el aumento estaba explicado en un comunicado de Ctera con detalle, se llegó a una primera etapa de 7800, y a una segunda etapa de 8500 desde julio, el aumento en el primer tramo era del 27 por ciento y en el segundo era del 40. Ese es el aumento, no hay ningún error de interpretación, siempre lo informamos así. Las matemáticas no son opinables, lo que pasó fue otra cosa y lo deben explicar ellos no los sindicatos ni los docentes. Nosotros fuimos a la negociación, empezamos a discutir en diciembre, seguimos en enero hasta ahora, y a menos de una semana del inicio del ciclo lectivo, con una propuesta que fue hecha pública por el propio Ministerio de Educación y que debía ser firmada hoy en el Ministerio de Trabajo, se suspendió dos veces. La responsabilidad no es de los gremios. El diálogo nunca se cortó, esto fue una decisión unilateral del gobierno nacional.

–¿Qué hace falta para destrabar esto?

–Lo único que hace falta es que convoquen el lunes, la firma del acta tal cual como fue hecha la propuesta, obviamente. Si nos llaman ahí estaremos los cinco gremios nacionales.

–¿Y si ofrecen otros números?

–Es imposible. Sería un escándalo.

–¿Esta situación no se habría evitado con una medida de fuerza?

–Las clases aún no comenzaron, la propuesta tiene que ser formalizada para ser considerada por todos los docentes en todas las provincias de Argentina. Tenemos convocado el congreso de Ctera para el viernes 26. Se firmaba el viernes, las clases empiezan el 29, queda una semana, esto es una falta de respeto y lesiona la buena fe para negociar, en una paritaria no se hace esto. Uno no hace una propuesta y después no la firma, no es que fue algo que rechazamos y se pasó cuarto intermedio. Fue una propuesta luego de una larga discusión, de idas y venidas, con tres meses de debate. Lo insólito es que fue una propuesta pública, había 30 periodistas en la puerta cuando lo anunció.

–¿Cuál será su posición respecto del paro de ATE del 24 de febrero?

–Somos parte de la CTA, participamos en las movilizaciones que se hacen en todo el país, y adherimos con una jornada nacional de protesta, con la modalidad que cada provincia decida.