Nosotros advertíamos una debacle en el campo de la investigación allá por el 2016, en la primera presentación del Presupuesto que eleva el Gobierno al Congreso de la Nación, donde se vislumbraba un profundo recorte presupuestario en todo lo que tiene que ver con Recursos Humanos y en este caso se trata de becarios y becarias graduados universitarios, compañerxs altamente calificados que acompañados por un congelamiento de vacantes, como lo estableció Mauricio Macri de manera generalizada, impide que el sistema científico tecnológico se fortalezca.

El Conicet, al tener exclusivamente para incorporar a la carrera de Investigador Científico, 450 cargos, ocurrió esto. Se oficializó el resultado y quedaron fuera del sistema unos 2300, 2400 compañerxs.

Se trata de desmantelar el grupo de investigación científico y responde a un modelo de país que sostiene el gobierno nacional, por eso el desprecio a un sector que genera conocimiento, que debería estar al servicio de políticas públicas, que incorpore valor agregado a los productos primarios agroexportadores, pero bueno, a Macri le interesa más que seamos el supermercado del mundo, y tampoco somos eso, porque en definitiva somos una polea de transmisión del capital financiero que utiliza la Argentina como trampolín para garantizar la fuga de divisas y remitir a las casas centrales las ganancias de las empresas privatizadas.

Tienen un gran desprecio por la educación, el conocimiento, la salud, y en el caso del sistema científico, en este caso va acompañado de la mano en un ataque a la Universidad Pública, a la Comisión de Energía Atómica, al Inti, al Inta.

Hoy estamos movilizados acá porque es el Día del Trabajador Científico, en realidad, es el natalicio de Bernardo Houssay, que claramente planteaba que un país no puede ser rico si no invierte en Ciencia y Tecnología.

Este gobierno considera la inversión en ciencia y tecnología un gasto y cuando se considera un gasto prácticamente renuncia a la posibilidad de tener desarrollo científico autónomo.

Este año la tarea de desarrollo del sector científico va a ser muy difícil, muy complejo. Marcos Peña, en su informe mensual en Diputados, a la pregunta de algunos de ellos, respecto al presupuesto designado al Conicet, el jefe de Gabinete se limitó a responder que se podía consultar la ejecución del presupuesto en una página web que tiene la Jefatura de Gabinete. Es muy difícil la situación, ya que el organismo tiene comprometido el presupuesto en salarios, de investigadores, técnicos, profesionales, toda la planta administrativa, con lo cual la ecuación es corta, si cada 10 pesos, siete están destinados a salarios y 3 para investigación, es imposible sostener ninguna línea de investigación, ningún ensayo, estudio, y con la disparada de la inflación, el dólar que aumentó un 13% en lo que va del año. Los insumos que se utilizan están dolarizados, es muy difícil funcionar, el Conicet no puede sostener gastos corrientes de servicios básicos para cualquier laboratorio.

La situación es grave, alarmante y mientras tanto el ex ministro de Tecnología, Lino Barañao está de gira por Europa, cobrando unos viáticos que bien podría destinar a algunos grupos de investigación para que puedan desarrollar las líneas que tenían planificadas.

En primera instancia, se va a llevar adelante una asamblea, seguramente se tome alguna medida en el polo científico, hemos solicitado una reunión con las autoridades que se encuentran en la casa y como parte del conjunto de los trabajadores estatales nos movilizaremos mañana en el marco del paro y movilización, establecido por nuestra organización, ATE Capital.

Iremos a la Secretaría de Modernización, no sólo por el tema salarial, la miseria que han establecido como recomposición salarial sobre el 2018, que es de un 3%, cuando la inflación en el mes de marzo ha sido del 4% y llevamos acumulados de manera interanual un 54%.

Seguiremos movilizados aquí exigiendo un refuerzo presupuestario y evaluaremos movilizarnos a Jefatura de Gabinete, Ministerio de Educación, de donde depende el área ahora y exigirle a Finocchiaro, ya que Barañao hace declaraciones que no son solamente desafortunadas, sino ya son cínicas, tratando con desprecio a la comunidad científica, que ya claramente pide su renuncia.

Fuente: Radio Gráfica

Portada del sitio || Enfoque || Conicet contra el Ajuste